ROSCA EN PANDEMIA
05/12/2020
Con polémica incluida, Macri se escapó a Pinamar para jugar fuerte en la interna
Sin barbijo y sin distanciamiento, el ex Jefe de Estado recorrió las calles del distrito costero junto al alcalde PRO, Martín Yeza. El ex dirigente se encuentra de vacaciones con amigos en Tandil y viajó hasta el distrito de la misma región.
En el transcurso de la semana, luego de la suspensión de la reunión de Horacio Rodríguez Larreta, Mauricio Macri y María Eugenia Vidal; el ex Jefe de Estado viajó hasta Tandil para pasar unos días jugando al golf con amigos. Sin embargo, entre las vacaciones, el ex presidente de Boca Juniors se hizo un tiempo para jugar a la rosca y pisar en la interna de Juntos por el Cambio.

Es que, conforme detalló el intendente de Pinamar, Martín Yeza, Macri arribó al distrito este sábado acompañado por Hernán Lombardi, uno de los laderos de confianza del líder PRO. 

La visita generó polémica, ya que el ex Presidente y el propio alcalde no hicieron gala de los protocolos recomendados por la misma municipalidad en materia de prevención del coronavirus. Ambos aparecen sin barbijo en cada imagen y además compartieron un almuerzo bajo techo sin distanciamiento social junto a concejales del bloque oficialista en Pinamar.
Hace algunos meses, Yeza había viajado hasta Acassuso junto a Ezequiel Galli, de Olavarría, para reunirse con Macri. Allí se acordó una visita al distrito costero con el objetivo de poner el foco en las remodelaciones realizadas en los accesos a las playas.

En definitiva, en el medio del descanso lúdico y con polémica de por medio, Macri volvió a la escena pública con claras muestras de buscar pisar en la interna de Juntos por el Cambio.