PANDEMIA CALIENTE
17/06
Escándalo: denunciarán a intendente que se internó en otro municipio y se llevó un respirador
Concejales del Frente de Todos irán a la Justicia luego de que el jefe comunal de Lincoln fuese derivado a una clínica de Junín, portando un respirador del hospital municipal. Desde el municiipio reconocen el hecho, pero aclaran que es "una práctica habitual", y que el sanatorio juninense no contaba con ese equipo.
El traslado del intendente de Lincoln, Salvador Serenal (Juntos por el Cambio), hacia una clínica privada de Junín, derivó en un escándalo mayúsculo, que podría terminar en la Justicia.

Como informó La Tecla.info, el jefe comunal radical tuvo que se enviado a un sanatorio juninense luego de que se complicase su cuadro de Covid-19, resultando un paciente de riesgo por ser diabético e hipertenso.

Sin embargo, en las últimas horas se conoció que el traslado se realizó llevando un respirador del hospital municipal, ya que la institución privada a la que fue derivado no contaba con ese aparato.

La situación derivó en la intención de los concejales del Frente de Todos de denunciar penalmente al jefe comunal, con la idea de que se investigue si cometió algún delito al utilizar un bien público para uso personal.

El concejal Juan Pezzi calificó de "repudiable" la conducta asumida por el jefe comunal y adelantó que presentarán una denuncia penal para que se investigue si cometió algún delito al utilizar un bien público para uso personal.

Serenal, que estaba internado en el Hospital Municipal de Lincoln, fue trasladado el martes a la clínica "La Pequeña Familia" de Junín, que "no tenía respiradores disponibles”, explicó el secretario de salud linqueño, Sergio Lorenzo.

El edil peronista Juan Pezzi calificó de “repudiable” la situación, y explicó que “no se pueden utilizar los recursos públicos para uso personal. Cuando uno presta insumos sanitarios a otras instituciones lo hace bajo un protocolo y para que estén a disposición de la comunidad, no de una persona en especial”.

Pezzi añadió que "es aún más grave porque el respirador, que es un bien escaso en la pandemia, se llevó por las dudas".

Sin embargo, el responsable de Salud de Lincoln sostuvo que "es una práctica habitual cuando se deriva pacientes a Junín que se presten respiradores infantiles o incubadoras" y aseguró que en ese momento "de los nueve respiradores con que cuenta el hospital sólo estaban ocupados tres".

"Nunca se puso en peligro la disposición de respiradores y quienes trabajamos en el sistema de salud sabemos que es algo habitual. De hecho el intendente mejoró en su estado de salud y el respirador ya está de vuelta en Lincoln", señaló.