Argentina
Martes, 4 octubre 2022
EMOCIONANTE
12 de septiembre de 2022

La historia de una familia que recorre el mundo antes de que sus hijos pierdan la vista

Los canadienses Edith Lemay y Sebastien Pelletier comenzaron la aventura luego de que a sus cuatro los diagnosticaran una enfermedad degenerativa de los ojos, poco frecuente y hereditaria.

La historia de una familia que recorre el mundo antes de que sus hijos pierdan la vista - La Tecla

Una familia canadiense se propuso recorrer el mundo antes de que sus hijos quedaran ciegos. Edith Lemay y Sebastien Pelletier son padres de cuatro menores, los cuales fueron diagnosticados con una condición genética que causa la pérdida de la visión con el tiempo. Por este motivo, decidieron cumplirles el sueño y emprender un viaje inolvidable.

Mía, la mayor de los hermanos, tenía tres años cuando la pareja notó por primera vez que sufría algunos problemas de vista. Unos años después, la llevaron a un especialista y finalmente le diagosticaron retinosis pigmentaria, una enfermedad degenerativa de los ojos, hereditaria y poco frecuente.

Más tarde, Lemay y Pelletier se dieron cuenta que otros dos hijos, Colin, de siete años y Laurent, de cinco, estaban experimentando los mismos síntomas. Sin embargo, el peor pronóstico llegó cuando en 2019 confirmaron que a ellos y a Leo, el último de los cuatro, también tenían misma condición genética que a Mía.

Según contó la pareja, los médicos les aseguraron que actualmente no existe una cura o un tratamiento efectivo para retrasar la progresión de la retinosis pigmentaria. "Realmente no hay nada que puedas hacer", explicaron al contar su historia. "No sabemos qué tan rápido irá, pero esperamos que estén completamente ciegos a la mitad de la vida", revelaron.

Una vez que aceptaron la realidad, ambos se ocuparon de enseñarle a los cuatro menores a desarrollar las actividades que necesitarían para poder desenvolverse por su propia cuenta. En este sentido, los profesionales le recomendaron que los llenen de "recuerdos visuales" antes de que perdieran la vista por completo. "Pensé: ‘No le mostraré un elefante en un libro, la llevaré a ver un elefante de verdad. Y voy a llenar su memoria visual con las mejores y más bellas imágenes que pueda", contó la mujer.

De esta manera, ella y su esposo comenzaron a hacer planes para pasar un año viajando por el mundo con sus hijos. A través de la cuenta de Instagram @pleinleursyeux suelen postear imágenes de sus días y contar su experiencia.