Argentina
Miércoles, 8 febrero 2023
DISCURSO Y PROSELITISMO
24 de enero de 2023

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Especialistas en comunicación política y estrategia electoral analizan cómo buscan conquistar votantes. Axel Kicillof, Sergio Massa, Horacio Rodríguez Larreta, Gerardo Morales, Javier Milei, Alberto Fernández, Facundo Manes, Patricia Bullrich y Mauricio Macri

Por Hernán Sánchez

El mínimo desliz puede ser catastrófico y un pequeño acierto, la clave del éxito. En tiempos electorales, los aspectos del discurso impactan directamente sobre los candidatos que buscan captar a una ciudadanía cada vez menos cautiva y, en general, desamorada de la política. Por ello, La Tecla recurrió a la voz de especialistas para analizar las virtudes y las falencias en las campañas de quienes aspiran a la presidencia de la Nación. 

Algunos ya están lanzados, como los opositores Horacio Rodríguez Larreta, Patricia Bullrich, Gerardo Morales, Facundo Manes y Javier Milei. En tanto, Mauricio Macri sostiene la incógnita de si irá o no por “el segundo tiempo”. Y en el caso del oficialismo se mantiene la incertidumbre (inédita en el peronismo) de quién puede ponerse el traje. Por lo pronto, Alberto Fernández no ha renunciado a su deseo reeleccionista; Sergio Massa apuesta a un éxito económico que lo catapulte como la opción más viable del Frente de Todos, y Axel Kicillof, pese a su resistencia, sigue siendo para muchos la alternativa presidencial K más razonable. 

Desde las miradas de Juan Courel, Daniel Ivoskus, Gabriel Slavinsky y Federico González se analiza el discurso y la campaña de cada uno de ellos. Lo que deben sostener y lo que necesitan ajustar quienes sueñan con llegar a la Casa Rosada el 10 de diciembre.

Las redes

Pero no solo del discurso y las acciones que por estos días se desarrollan con intensidad en la costa bonaerense se componen las complejas campañas, las redes sociales juegan un rol clave. Para hablar del tema, La Tecla recurrió a Gustavo González, director del Centro de Investigación y Capacitación en Estudios de Opinión Pública (CICEOP).

“Hoy por hoy, los políticos utilizan las redes sociales como una forma de enviar un discurso a la ciudadanía, pero hay poca ida y vuelta. Después hay quienes saben hacer un mejor uso de la llamada convergencia de medios, pero no todos saben usar inteligentemente las redes”, aseveró González. En tal sentido apuntó que “Twitter es la red de la política, del juego y del discurso. Tenés políticos que saben usarlas y se apropian de las redes sociales y otros que no”.

Añadió: “Están los que sí saben usarlas para comunicarse con la ciudadanía, pero no hay un ida y vuelta. Si vos querés ser política o político, no podés no tener redes sociales, pero eso no significa una mayor cercanía con la gente. Hace diez o doce años, varios investigadores decían que las redes sociales empoderaban a la ciudadanía, nosotros siempre dijimos que no. En ellas no hay un poder ciudadano, eso no está verificado. Sí nos permiten a los ciudadanos reforzar los vínculos virtuales que fortifican lo presencial”.

Para el responsable de CICEOP, “la campaña todavía no ha empezado en términos legales, pero hay un concepto, que en un momento lo tomó Néstor Kirchner y es básicamente norteamericano, y es que la campaña es permanente. Entonces, los gobiernos y los políticos opositores tienen la necesidad de estar constantemente produciendo noticias, hechos, acciones; y para eso, las redes sociales son importantes. Y creo que es importante ver cómo cada partido político y cada dirigente hace que converja lo digital con la política tradicional”. 

Además, González subrayó: “Una de las campañas más modernas, apropiándose de las redes sociales, fue la de Mauricio Macri. No obstante, el macrismo después hacía timbreos nacionales. Entonces, lo que uno debe saber es que los políticos y los partidos tienen en cuenta las dos cosas, la convergencia entre el uso inteligente de las redes sociales con un monitoreo constante de lo que se está diciendo y el trabajo en el territorio”. 

Por último, el analista destacó: “Cada plataforma tiene su público, y está la gente que no usa redes sociales. Lo que encontramos en nuestros estudios es que una de cada dos personas tiene en cuenta las redes a la hora de votar. No obstante, el voto es multicausal, las personas no votan porque te ven mejor en Facebook o porque tenés más seguidores, sino porque te ven en el territorio”.

La campaña empezó, y quienes aspiran a la Presidencia tienen cuestiones por potenciar y otras por mejorar, porque los errores resaltan más que los aciertos. 

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

ALBERTO FERNANDEZ

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus
Lo positivo es que dejó de confrontar con Cristina y descubrió que tener la lapicera no significa tener el poder. 

Lo negativo es no darse cuenta de que es un Presidente de transición, debe dejar de hablar de reelección o de continuidad y, en términos de campaña, que es muy “memeable”, terminar convirtiéndose en un Presidente meme.

Gabriel Slavinsky

Un buen orador que comunica mal, carece de estrategia, no sostiene los argumentos; al no prepararse demasiado comete gran cantidad de fallidos y se dispersa en hablar de muchos temas en poco tiempo.

Juan Courel

Aciertos: tiene facilidad para hablar con soltura de cualquier tema, lo que a veces lo lleva a no prepararse y ahí aparecen los problemas. Aunque sea tan criticada, la incorporación de la portavoz fue tal vez el mayor acierto discursivo de Alberto. Ella dice lo que él piensa en temas que generan polémica y, de esa manera, absorbe parte del costo político. No es que las declaraciones lo ayuden o lo perjudiquen, sino que, de no existir su vocera, esas mismas discusiones las estaría dando el propio Presidente, y el desgaste sería aún mayor. Errores: primero, la falta de cohesión discursiva del frente. Cuando se es Presidente se responde por las palabras propias y las de los demás también, incluso si no son de su sector interno. Segundo, los retrocesos sobre decisiones ya enunciadas. Es muy costoso testear la viabilidad de una política en el debate público. 

Por último, la sobreexposición, su afán por meterse en discusiones que lo perjudican. Se divierte polemizando, incluso para defender posiciones minoritarias.

Federico González
Pocos aciertos y muchos errores. El común denominador es que el Presidente no termina de entender cómo piensa y siente la mayoría de los argentinos. Tiene un discurso muy cerrado y muy piantavotos. Me cuesta ver aciertos; podría haber sido una virtud la mesura y el equilibrio, pero lo ha perdido. Cuando dice algo donde puede ponerlo de manifiesto, queda opacado.

SERGIO MASSA

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus
Lo que logró es ser el hombre de la economía, de estar enfocado en la economía, economía, economía, y empezar a crear una nueva categoría política en la Argentina. Tal vez lo negativo es no lograr, después de haber frenado una debacle y hasta por ahí una salida anticipada de Alberto del poder, ser el candidato natural de todo el arco oficialista.

Gabriel Slavinsky

A diferencia de lo que se podría esperar se posiciona en el centro del escenario y tiene un correcto diagnóstico de situación: las palabras quedan relegadas contra los resultados. Comprende que la concentración debe estar en la gestión y que queda mucho tiempo para darle cierta épica. Construir un relato sin éxitos (aunque sean parciales) se hace imposible.

Juan Courel

Aciertos: está logrando hablar poco y solo de las cuestiones que competen a su función. Lo que le demanda la mayoría de la sociedad al Gobierno es que no se meta en ningún otro tema hasta arreglar la economía. Fuera de eso es muy hábil para instalar y afirmar temas en la agenda, a través de la reiteración de conceptos en distintos escenarios y frente a distintas audiencias. Estudia antes de hablar. Errores: en el pasado era demasiado hiperquinético. Se metía en todo y vendía más de lo que podía dar. Solía hablar en slogans y abusar de efectismos. Cambió muchas veces el destinatario de sus discursos: kirchneristas, antikirchneristas, otra vez kirchneristas. Todo eso, con el tiempo, lo fue volviendo poco confiable para una buena porción de la sociedad.

Federico González

El acierto que tiene es tratar de mostrarse como alguien que está muy focalizado en la gestión, en resolver problemas, en el trabajo y en la parafernalia de acciones que día a día lleva a cabo su ministerio y él concretamente. 

El desacierto es un problema de enfoque. El tomarse literalmente lo primero va en detrimento en su comunicación con la gente. Desde hace tiempo no se comunica con la sociedad, sino con el establishment. Sus interlocutores son gente del establishment económico y político que entiende lo que está hablando.

FACUNDO MANES

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Sigue manteniendo la novedad. Fue acertado no disfrazarse de un político tradicional en el verano para hacer campaña tradicional, y esa novedad genera expectativa en algún momento. Lo negativo es que hoy no hay contexto para una candidatura presidencial de Facundo Manes; habrá que ver en el futuro, o si él también puede ocupar algún otro rol.

Gabriel Slavinsky

Racionalidad y mirada estratégica en primer plano. Su discurso es muy bueno para las grandes ciudades y círculos rojos politizados o periodísticos. Es atractivo, aunque le cuesta penetrar en sectores despolitizados.

Juan Courel

Aciertos: tiene habilidad para insertarse en la agenda mediática con posicionamientos que suelen ser mayoritarios. Errores: parece querer quedar bien con todo el mundo. Si desea crecer tiene que elegir a quién representar y animarse a ganarse enemigos.

Federico González

Tiene un problema estructural, donde considera que él es el número uno o no juega. Lo expresa en muchas de sus acciones, y eso explica por qué últimamente está como medio desdibujado, porque no aparece mucho. Parece que los aciertos de Facundo Manes son su ideario, los temas de los que él habla, de la Argentina posible. Pero eso está muy estereotipado, es un discurso que se agota en sí mismo; y el problema que tiene con los aciertos es que por momentos es paradojal, porque él se muestra como una persona equilibrada, ecuánime, y después ha cuestionado, hace unos meses, a su espacio, a Mauricio Macri, y eso le jugó en contra.

AXEL KICILLOF

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Lo positivo es quedarse con el ciento por ciento del voto duro de Cristina Fernández de Kirchner y ser su vocero. Ocupó la categoría. Y lo negativo es que tiene grandes dificultades para ampliar, y un gran problema por delante en una elección donde no hay segunda vuelta. 
O sea que lo negativo es no poderle hablar al resto de la sociedad, más allá del voto duro K.

Gabriel Slavinsky

Es un buen orador, magnético y atractivo para quien lo escucha. Causa admiración entre los propios y consolida un nivel muy activo de campaña como una de sus mayores fortalezas. Tiene la tendencia a politizar demasiado por momentos y a hablar muchas veces a la interna del FdT en vez de a los vecinos de la Provincia, nacionalizando el mensaje.

Juan Courel

Aciertos: está regulando sus apariciones, y eso le hace bien. No ganaría nada con sobreexponerse en este momento. A la política en general, y sobre todo al oficialismo, le conviene hablar poco o que la gestión se explique por sí misma. Es el único dirigente cercano a Cristina que logró generar un vínculo propio con el electorado kirchnerista, y eso tiene que ver con que le reconocen coherencia ideológica. Errores: en ocasiones sus discursos son demasiado extensos y difíciles de comprender para públicos más despolitizados.

Federico González

El acierto que tiene es que, más allá de lo que diga o cómo lo diga, siempre transmite un imperativo ético, y eso fue tomado por la opinión pública. Es una persona con mucha convicción, muy ética, hasta por momentos inflexible. Eso puede ser un acierto en la comunicación o algo que deviene de su personalidad. El desacierto es que le habla a una porción de la ciudadanía como si fuera un todo, cuando es una parte cada vez más minúscula. Tiene un lenguaje kirchnerista y no se da cuenta de que mucha de su discursividad es piantavotos.

GERARDO MORALES

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Lo positivo es la gestión de Jujuy y poder mostrarla. Lo negativo es 
no poder ordenar a todo el radicalismo detrás de una candidatura a Presidente y, tal vez, mostrar anticipadamente que quiere negociar.

Gabriel Slavinsky

Se muestra con la lógica radical racional y de defensa de las instituciones y preservación de la alianza opositora incluso con las críticas hacia adentro. Su posición de gobernador del norte lo deja en un sitio de privilegio para la negociación en la interna de JxC. Por momentos queda muy apartado del diálogo político, fuera de escena.

Juan Courel

Aciertos: de cierta manera logra que alguien lo vea como candidato potencial, a pesar de no tener fuerza alguna en la opinión pública. Errores: no logra despertar interés. No está muy claro a qué electorado quiere representar.

Federico González

Ha construido una imagen de un gobernador serio que está enfocado en los problemas, habla de su gestión en Jujuy, habla con mucha suficiencia y transmite que es alguien que tiene mirada de estadista, por lo menos, a nivel provincial. Me parece que es una persona mesurada y no le veo ningún desacierto que pueda, digamos, ser expresado como tal.

HORACIO RODRIGUEZ LARRETA

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Lo positivo es algo de lo que no queda duda y que hasta ellos mismos se encargan de decirlo: que tienen billetera y tienen estructura, o van construyendo una estructura. Y lo que queda muy claro en lo negativo es que pareciera ser una campaña sin rumbo, desorientada y sin una estrategia clara. Muy táctico, pero no estratégico. Y empieza a tener daño la credibilidad de Larreta a partir de su campaña y sus acciones.

Gabriel Slavinsky

Se posiciona como gestor eficiente, queda en el centro de la pelea, aunque por momentos le incomode; porque su estilo discursivo es más moderado que el de Patricia Bullrich, por ejemplo.

Juan Courel

Aciertos: logró adueñarse de la tradición discursiva del Pro basada en apropiarse de las cualidades urbanas, económicas y culturales de la Ciudad de Buenos Aires como si fueran producto de su modelo de gestión. Prepara los temas meticulosamente antes de hablar, pensando en ese público. Errores: no parece cómodo con la polarización, lo que lo lleva a pegar volantazos retóricos entre la amplitud y la radicalización. Necesita definir su target. Da por sentado que el núcleo duro de Juntos lo va a acompañar y les habla poco. No debería olvidarse de que existen alternativas muy populares para esos votantes: Bullrich, Milei y el propio Macri. Por otro lado sabe que no es un líder carismático y sobreactúa su perfil humano en redes sociales de una manera muy poco creíble. Eso lo deja muchas veces al borde del ridículo.

Federico González

Su principal acierto es mostrarse como una persona, como un político racional, moderado y asesorado. Eso le valió que se lo tome como frío, distante y no beligerante, pero, bueno, es su personalidad. Últimamente asumió un rol diferente, quizás por las circunstancias, por el rol en que lo puso el oficialismo como adversario con el tema de la coparticipación, pero ahí se mostró bien. Un desacierto es que hay momentos en que sobreactúa y se le nota que no es su esencia.

PATRICIA BULLRICH

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña
Daniel Ivoskus

Tiene muy en claro, y es muy importante en un candidato, a quién representa y, sobre todo, a quién le habla, porque el que les quiere hablar a todos no le habla a nadie. Y lo negativo es la falta de equipo y de recursos para poder enfrentar una campaña presidencial.

Gabriel Slavinsky

Con decisión y firmeza logró posicionarse como una líder opositora en tiempos de pandemia. Lo hizo correctamente y hoy cosecha esa posición adquirida con alta repercusión. Tiende a la sobreexposición con cierta vehemencia, lo que no siempre es eficiente en el mensaje de la campaña. Estar demasiado tiempo en la posición de crítica puede ser contraproducente.

Juan Courel

Aciertos: supo aprovechar el perfil de halcón que fue construyendo a lo largo de los años. Es la única que demuestra coherencia ideológica en el discurso de extrema derecha antiperonista, incluso considerando la paradoja de su militancia juvenil. Errores: a veces se pasa de rosca con sus rivales internos, como Larreta, y eso le sirve más a él que a ella. Por otro lado, el juego de la radicalización es una trampa de la que después no es fácil bajarse, y las consecuencias para la democracia pueden ser peligrosas. No parece preparar mucho los temas antes de hablar.

Federico González

Aciertos: su espontaneidad y la coherencia entre lo que dice y lo que piensa. También su firmeza, la insistencia en que hay que hacer lo que hay que hacer. Tiene un discurso firme, además de la convicción de que hay que tener coraje para tomar decisiones y no dudar cuando hay que hacer algo. 

Un desacierto es que últimamente ha perdido protagonismo, y me parece que hay un cierto fondo de que se la tomó el personaje. Y cuando esto sucede, el peligro es que quede como una persona muy dura. En otros términos, se la ve un poco enojada, y quizás eso le juega en contra. 

MAURICIO MACRI

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Tiene un liderazgo con timing. Tiene un liderazgo muy fuerte y empieza a administrar muy bien los tiempos de este largo proceso hasta la definición de listas. Lo negativo es que no logra superar la grieta. La grieta es un condicionante, un techo bajo, que habrá que ver si lo trabaja en estos seis meses o decide elegir en vez de ser

Gabriel Slavinsky

Se mantiene en el ring y se mueve como candidato, aunque lo niegue. El escenario económico y la decisión de CFK serán los que determinen si tiene chances de participar o no, por eso la ambivalencia constante, el “entrar y salir” en la escena.

Juan Courel

Aciertos: su fortaleza histórica fue que, a pesar de sus limitaciones conceptuales, es consciente de que necesita asesoramiento y suele seguir las recomendaciones que le brindan. En los últimos años parece haberse dado cuenta de que, a pesar de su muy mala experiencia como Presidente, hay una minoría intensa capaz de bancarlo si mantiene un discurso antiderechos fuerte. Tiene la llave de la interna del Pro: si juega es difícil que no termine siendo el candidato opositor. Errores: el más obvio es su falta de formación. Más allá de eso, a nivel estratégico, en su momento tardó en leer el escenario, y le cuesta explicar por qué no hizo cuando fue Presidente las reformas que hoy propone. Por otro lado, tiene que elegir mejor las oportunidades para hablar, a veces habla cuando tiene que callar.

Federico González

Ha hecho de la ambigüedad un modo de ser en política. Se lo ve muy aplomado en relación a lo que fue cuando fue jefe de Gobierno o Presidente. Ahora creo que ganó en autosuficiencia, se planta como lo que es, un verdadero líder. Está bien el juego de la ambigüedad en este momento. Las metidas de pata a las que nos tiene acostumbrados y las brutalidades que a veces se les escapan son desaciertos, pero eso es intrínseco a su personalidad.

JAVIER MILEI

Aciertos y errores de los presidenciables en el inicio de la campaña

Daniel Ivoskus

Lo positivo es que no pierde el eje, sabe muy bien a quién representa y se dio cuenta de que la mejor campaña que hizo en estos meses fue el silencio, y le redituó electoralmente. Lo negativo es que está solo, y empieza a rodearse de gran parte de lo que a él lo posiciona, que es estar enfrente de la casta, la empieza a adoptar. Encima, el gran problema es que no tiene lugar con JxC ni con el FdT, con lo cual es la casta más casta aún de la casta. 

Gabriel Slavinsky

Su mejor versión es la de la disrupción y el histrionismo. Por supuesto que, en esa lógica, muchas veces se pasa de rosca. Sin embargo, ya ganó, consiguió consolidar una posición de privilegio, a pesar de que sostenerla le va a costar y las expectativas generadas pueden no ser cumplidas en lo electoral.

Juan Courel

Aciertos: sabe que el secreto de su fuerza electoral es siempre estar a la derecha de todos los demás posicionamientos. Al final de cuentas es el único que puede alegar no haber gobernado nunca. Mientras mantenga esa receta va a tener un piso relevante, que puede crecer si se agrava la crisis económica o si Juntos termina eligiendo un candidato moderado. Errores: en un mano a mano es incapaz de ganar un debate. Tiene grandes deficiencias conceptuales. Por otro lado, depende de sus adversarios para seguir creciendo.

Federico González

El acierto es no ser un personaje de la política sino un outsider y un disruptor. La reivindicación del valor de la libertad me parece muy buena, porque parece que hay un momento en que la ciudadanía está pidiendo eso. Los desaciertos son sus exabruptos, su fundamentalismo, y cuando le preguntan algo que no le gusta se enoja o dice una barbaridad, como cuando habló del tráfico de órganos.





 

Calle 44 Num. 372 La Plata, Buenos Aires. Argentina
+54 (0221) 4273709
Copyright 2023 La Tecla
Todos los derechos reservados
By Serga.NET