ESTA SEMANA
24/10
Deudas de Provincia a la vuelta de la esquina: qué pasará con La Plata y Chascomús
El viernes se supo que el jefe comunal de La Plata iniciará una demanda por los más de mil millones de pesos que adeuda el Estado bonaerense por la Tasa de Capitalidad. En tanto que el jueves se conoció que el Ejecutivo bonaerense deberá hacerse cargo del resarcimiento económico a las ganadoras de la polémica rifa de Chascomús por más de 200 millones de pesos por un campo.
Además de las millonarias deudas que deben afrontar las arcas del Estado bonaerense con poderosos acreedores, en el final de la semana se conoció que la provincia de Buenos Aires deberá resolver dos frentes de deudas de varios millones con 2 de sus 135 municipios.

Por un lado, el intendente platense, Julio Garro, ya adelantó que iniciará una demanda judicial a la Provincia para que salde la deuda de $1.133.000.777 de capitalidad (más intereses) que tiene con la ciudad capital.

Mientras que a poco más de 80 kilometros de La Plata, precisamente en el municipio de Chascomús, el Ejecutivo que conduce Axel Kicillof también deberá afrontar una suculenta deuda ya que la Cámara de Diputados dio media sanción por unanimidad al proyecto de ley que dispone que el gobierno provincial deba hacerse cargo de manera definitiva de la deuda que se acumuló por una rifa de un campo organizada desde una escuela de local: 234 millones de pesos.

Reclamo por la Tasa de Capitalidad

El jefe comunal de La Plata iniciará una demanda por los más de mil millones de pesos que adeuda el Estado bonaerense por la Tasa de Capitalidad. El reclamo por incluirlo en el Presupuesto. Aseguró que lo destinará a arreglar calles y veredas. Rechazo a la idea de que la Provincia tome el control de la República de los Niños y el Teatro del Lago.

Convertido en un clásico de cada debate por el Presupuesto en la Legislatura bonaerense, el tema de la Tasa de Capitalidad de la ciudad de La Plata vuelve recurrentemente al debate público.




A finales de 2020, el intendente platense, Julio Garro (Juntos) pugnaba por que los legisladores incluyan en el Presupuesto 2020 la creación de dicha tasa, destinada a cubrir los gastos que significa ser la capital provincial.

“Hace ya casi 30 años que se vienen firmando convenios que luego no se cumplen, dejando al Municipio en una situación de absoluta desigualdad e injusticia”, señalaba en noviembre del año pasado, amenazando con ir a la Justicia si no se lo escuchaba. 

El viernes pasado, el jefe comunal PRO confirmó que la semana próxima iniciará la demanda para que Estado bonaerense salde dicha deuda. 
 


“La próxima semana iniciaré una demanda judicial para que el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires salde la deuda de $1.133.000.777 de capitalidad (más intereses)”, subrayó. 
En tal sentido, el alcalde de Juntos aclaró que dichos fondos serán destinados a “hacer todas las calles y veredas nuevas”. 

“Hay mucha gente que estos últimos años eligió nuestra ciudad para vivir. Algunos de manera definitiva y otros solo de forma provisoria. Les agradecemos cada una de las muestras de cariño y deseamos que la disfruten cada día”, comentó en sus redes sociales.

En respuesta a la idea del gobernador, Axel Kicillof, para que algunos emblemas culturales capitalinos pasen a ser controlados por la Provincia, el intendente de La Plata remarcó que “el Teatro del Lago y la República de los Niños son patrimonio de los platenses”, recordando que “en épocas de ‘gobiernos populares’ en la Repu los punteros cobraban entradas. Estaba en ruinas, pero con el esfuerzo de los vecinos la recuperamos: la mejoramos y le sumamos nuevas atracciones y servicios”.

En las últimas horas, dirigentes, concejales y legisladores de Juntos salieron a rechazar la idea en las redes, ante la nuevo ofensiva del Ejecutivo provincial.
 

Por ser capital, la ciudad  es sede de todas las dependencias provinciales y también nacionales, haciendo frente a los gastos por el uso del espacio público, alumbrado, recolección de residuos, mantenimiento, etc. 


La Provincia se hará cargo de la deuda por la rifa de Chascomús


Tras años de litigios, el Ejecutivo bonaerense deberá hacerse cargo del resarcimiento económico a las ganadoras de la polémica rifa por más de 200 millones de pesos por un campo que una escuela local sorteó en 1996 y que trajo muchísimas complicaciones y perjuicio judiciales.
 

La Cámara de Diputados de la legislatura bonaerense dio media sanción por unanimidad al proyecto de ley que dispone que el gobierno provincial deba hacerse cargo de manera definitiva de la deuda que se acumuló por una rifa de un campo organizada desde una escuela de Chascomús, realizada en 1996, y que quedó inconclusa.

De acuerdo con lo dispuesto, el Ejecutivo bonaerense deberá “practicar las adecuaciones presupuestarias para dar cumplimiento a lo establecido en la sentencia definitiva”, así como sus accesorios, costos y costas, por hasta 250 millones de pesos.

 


“Hoy es un día muy importante para todos los vecinos de Chascomús. Uno de esos días en que me doy cuenta que el trabajo responsable, el esfuerzo y el compromiso valen la pena, y más aún si es por el futuro de nuestra ciudad”, publicó el intendente Javier Gastón.

“Después de tantos años de gestiones, de golpear tantas puertas y participar de numerosas reuniones, finalmente podemos confirmar que la provincia de Buenos Aires se hará cargo definitivamente de la deuda del juicio de la rifa del campo que tantos perjuicios nos trajo. Muchos dirigentes locales de aquellos años, y de los que siguieron, no se hicieron responsables y expusieron a cada Chascomunense a tener que pagar algo que no les correspondía, culpa de la desidia, el abandono y la falta de capacidad y voluntad para solucionar los errores cometidos”, añadió.

Por último, dijo: “Pasaron muchos años y estamos orgullosos de haber alcanzado este objetivo perseguido, desde el primer día que asumimos, llevar tranquilidad a cada vecino y evitarle un problema impagable para nuestro municipio”.




En abril de este año, la justicia emitió la pericia en la que se estableció el valor definitivo del terreno, que asciende a más de 234 millones de pesos, valor del que debe hacerse cargo la provincia de Buenos Aires.

El valor del terreno fue determinado por el Juzgado de Primera Instancia en lo Civil y Comercial N° 27, con sede en La Plata, la perito oficial María de Lourdes Fernández.

"Con los antecedentes encontrados semejantes al bien en cuestión, ubicado en la localidad de Lezama,con una superficie total de 320,7469 has. se estima el valor total del mismo, en $234.786.720.- (promedio dólar oficial compra – venta al día de la fecha de la presente pericia, 92.53$, más 30% =120$/ dólar)", señala el documento judicial.


La historia

En 1996, Sonia Della Vedova de Godoy y Clorinda del Carmen Gallego de Sandoni resultaron ganadoras de la rifa que una escuela local, por la Lotería Nacional, sorteó 327 hectáreas de un campo sobre camino a La Horqueta. El terreno se encuentra en el municipio de Lezama, que en ese entonces formaba parte del partido de Chascomús.




Tal como señalaron las beneficiarias en la demanda instaurada, realizadas las gestiones para obtener la posesión del campo y el otorgamiento de la escritura, tomaron conocimiento de que existían dificultades que obstaban tal propósito, por la existencia de una hipoteca que gravaba el campo, registrada poco tiempo antes del sorteo y que afectaba al inmueble propiedad de Jorge Naqued, el promotor de la rifa.

Las gestiones fueron pasando y quedaba la disputa de a quíen le correspondía hacerse cargo de la rifa. Finalmente, la Corte Suprema de la Nación dictaminó en marzo de 2016 tanto que la Municipalidad y la Provincia, así como las cooperadoras escolares y Naqued (titular de la propiedad) son responsables del fraude.

El Estado bonaerense es responsable porque organizó la rifa a través del Consejo Escolar, dependiente de la Dirección General de Escuelas de la provincia de Buenos Aires; el Municipio por autorizar la rifa y no constatar el cumplimiento de los requisitos exigidos por la normativa; las cooperadoras por ser las beneficiarias de la recaudación; y Naqued por obviar que el campo a rifar estaba hipotecado.